Como hacer más rentable tu nomina

En el momento de recibir la nómina buscamos poner a buen recaudo el dinero y rentabilizar al máximo nuestros ahorros. Y más en los tiempos que corren. Las cuentas nómina permiten domiciliar sueldos, pensiones y recibos, así como operar con tarjetas y hacer transferencias.

Los bancos lanzan numerosas campañas promocionales para atraer nuevos clientes. Pero, ¿qué cuenta escoger? Debemos analizar esas ofertas, pues no todas serán finalmente rentables.

Una mala elección puede hacernos perder un buen pellizco de dinero en comisiones. Los conceptos de rentabilidad, permanencia o comisiones no deben pasarse nunca por alto. Los comparadores en la web pueden ayudarnos hoy a encontrar las mejores cuentas nómina del mercado.

Mayores beneficios
“Para el banco es muy importante la vinculación que permite la cuenta nómina con el cliente”, afirman desde Bankinter e ING. Junto a estas, CitiBank, BBVA, Bankia, Santander, Sabadell, Barclays, iBanesto, Openbank, o la Caixa son algunas de las entidades financieras con mayor actividad promocional.

Los particulares deberían analizar factores como las comisiones, permanencias, remuneraciones, descuentos o importes mínimos para encontrar la cuenta nómina que mejor se adapte a sus necesidades.

Las comisiones son una de las principales condiciones a valorar. La mayoría de las entidades no carga comisión por administración y mantenimiento de la cuenta. Las comisiones más habituales son las relacionadas con las transferencias, especialmente cuando se realizan al exterior de España en moneda distinta al euro.

Existen cuentas nómina dirigidas a clientes de rentas medias-altas o altas con interesantes beneficios y ciertos privilegios, como la que ofrece Barclays para ingresos superiores a los 2.500 euros.

Otro punto a analizar es si la entidad proporciona o no las tarjetas de crédito y débito de forma gratuita. Dentro del grupo de coste cero –sin gastos de emisión ni renovación- encontraremos cuentas nómina como las de Bankinter, ING, CitiBank o BBVA, entre otras.

Sin embargo, el servicio de tarjetas de crédito en entidades como Bankia o la Caixa, supondrá un coste.

Aunque no es lo habitual, hay entidades que utilizan como gancho la oferta de cierto porcentaje de remuneración durante los primeros meses. Es el caso de la Cuenta Nómina de Bankinter (5% TAE), la Cuenta Única de Mediolanum (4% TAE) o la Cuenta Inteligente de EVO (2% TAE en la cuenta corriente y 3% TAE en la cuenta de ahorro).

Las cuentas que proponen regalos y remuneraciones suelen llevar asociadas un período de permanencia obligatorio de entre 12 y 24 meses. Las de Bankinter o BBVA, por ejemplo, exigen plazos de continuidad de dos y tres años, respectivamente. En caso de incumplimiento el particular deberá pagar al banco una compensación.

La mayoría de las promociones van dirigidas a nuevos clientes. Pero cuentas como la de CitiBank están también disponibles para clientes ya existentes de la entidad (para cuentas Citigold o domiciliaciones de ingresos mensuales superiores a 3.000 euros).

Descuentos
Los descuentos son también una forma atractiva de captar los ingresos de los clientes. Algunas firmas garantizan la devolución de cierto porcentaje de los recibos domiciliados, como ING, que bonifica con un 2% de las facturas de luz, gas, teléfono, móvil e Internet, o las cuentas nómina de iBanesto y BBVA, que reembolsan el 3%.

El descuento en carburante puede ser otro reclamo. ING devuelve el 3% en gasolineras GALP y el 2% en BP.

Esta ventaja también se lleva a las compras. La Cuenta Nómina de Bankinter, por ejemplo, devuelve el 2% de las compras realizadas con tarjeta. La cuenta Todo Cuenta de CitiBank reintegra a los clientes Citigold el 1% de las transacciones pagadas con la tarjeta de débito.

Existen además descuentos en seguros. La cuenta Nómina BBVA reduce hasta un 20% el diferencial de la hipoteca al contratar el Seguro de Hogar y la de Bankinter incluye la suscripción a un servicio de asistencia en la vivienda.


Logo FinancialRed